México, con el tercer peor nivel salarial entre nueve países de América Latina.

Junto a Costa Rica fueron los únicos entre las naciones analizadas que mostraron bajas entre 2011 y el primer semestre de 2013.
Junto a Costa Rica fueron los únicos entre las naciones analizadas que mostraron bajas entre 2011 y el primer semestre de 2013.

Los salarios reales de los trabajadores en México durante la primera mitad de 2013 crecieron menos de medio punto porcentual respecto a igual periodo del año pasado, lo que contrasta con el alza de entre un punto y 4.5 puntos porcentuales que registraron las percepciones de sus homólogos de Uruguay, Brasil, Colombia, Chile y Panamá, indican estadísticas de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) y de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Si bien sostienen que, en general, los salarios de la región “siguen creciendo pero a tasas menores”, con una expansión similar al promedio del año pasado, advierten que el poder adquisitivo de los trabajadores ha resultado afectado por la “aceleración de la inflación” y la menor generación de empleos entre enero y junio (el 30 de octubre el empleo asalariado apenas aumentó 1.6 contra 3.1 por ciento del primer semestre de 2012).

Ambos organismos destacan que frente a un contexto económico externo poco favorable, que los países latinoamericanos sostengan la demanda interna apoyados en el mercado laboral contribuye a mantener su crecimiento económico.

Sobre la variación interanual que los salarios reales del sector formal han registrado entre 2011 y el primer semestre de 2013, las cifras de la Cepal y la OIT revelan que México y Costa Rica son los únicos de entre nueve naciones de las que se cuenta con información estadística, que registraron una tendencia a la baja en todo el periodo.

En 2011 los salarios en México tuvieron un aumento de un punto porcentual respecto al año previo (la mitad del promedio regional), en 2012 todavía crecieron casi 0.5 por ciento, pero en los primeros seis meses de 2013 el aumento fue menor al medio punto porcentual.

En el otro extremo, en Chile y Colombia no han dejado de subir los salarios, ya que pasaron de 2.5 a 4.5 por ciento, y de 0.3 a 3 por ciento, respectivamente, en el lapso citado. En las otras cinco naciones restantes (Brasil, Costa Rica, Panamá, Uruguay y Venezuela) los salarios crecieron en 2011 y 2012 pero cayeron en el primer semestre de 2013.
Foto
Limpiavidrios en Paseo de la ReformaFoto Jesús Villaseca

Si sólo se toma en cuenta el primer semestre de este año, México registró el tercer peor desempeño entre las nueve naciones analizadas por la OIT y la Cepal, porque su crecimiento de menos de medio punto porcentual fue mejor al de Nicaragua y al desplome de 4 puntos de Venezuela.

En cambio, los salarios de los trabajadores chilenos aumentaron 4.5 por ciento; los de colombianos y uruguayos, 2.5; los de brasileños y panameños, casi 2, y los de nicaraguenses uno por ciento.

Tales comparativos están incluidos en el reporte más reciente del informe sobre la situación laboral en América Latina de la Cepal y la OIT, donde explican que en algunos países se registró una aceleración de la inflación, en general modesta, que incidió en ganancias salariales menores en términos reales. Las excepciones fueron Colombia y Chile, donde la inflación bajó y se tradujo en mayores aumentos de los salarios reales.

“Las menores tasas de crecimiento del empleo y los salarios indican que se está debilitando el dinamismo de un crecimiento económico que durante los años pasados se había asentado en gran parte en el consumo de los hogares”, abundan.

Según otro documento de la OIT, el Informe mundial sobre los salarios 2012-2013, México se incluye entre los países con ingresos medios superiores, con un promedio per cápita que oscila entre 3.9 y 12.2 dólares, igual que Argelia, Argentina, Azerbaiyán, Belarús, Botswana, Brasil, Bulgaria, Chile, China, Colombia, República de Corea, Costa Rica, Irán, Jordania, Lituania, Letonia, Mauricio, Namibia, Panamá, Perú, Federación de Rusia, Sudáfrica, Tailandia, Túnez, Turquía y Venezuela. Añade que 2006 fue el año en que más crecieron los salarios de América Latina y el Caribe, con una alza promedio de 3.5 puntos porcentuales. En la crisis de 2008 crecieron 0.8 por ciento y en 2011 rebasaron el 2 por ciento de aumento.

Ver Mas

Noticias Relacionadas

Te Puede Interesar

Close